Los millones de dólares que pide Residente por su mansión en California

El cantante puertorriqueño René Pérez, conocido como Residente, sabe cómo mantenerse siendo noticia, bien se presentando música nueva, dando a conocer otros de sus proyectos como la venta de bebidas o generando algún debate con algún artista como lo fue en su momento con el colombiano J Balvin.

Pero esta vez no se trata de algún lanzamiento musical o un tema relacionado con la música, por el contrario, se trata de una de las propiedades raíces que tiene el boricua en los Estados Unidos y que ahora ha puesto a la venta, por lo que se han conocido todos los detalles del negocio que quiere hacer el cantante nacido en Puerto Rico.


El rapero ex integrante del grupo Calle 13 adquirió en 2020 una mansión en el estado de California por $5.8 millones, una cuantiosa suma por la que fue objetos de críticas. En ese entonces fue cuestionado en redes sociales por la millonaria adquisición, pues siempre ha estado en contra del capitalismo y ha defendido sus ideas a través de sus discursos y de la música.


Para la venta de este inmueble, Residente elevó el precio de la mansión a $6.7 millones de dólares, casi un millón de dólares más de lo que le costó a solo un año y medio de haberla adquirido, una elevada suma de dinero que solo famosos o grandes empresarios podrían pagar.


La super casa no solo goza de una excelente ubicación, pues está localizada en Encino, una zona exclusiva de California, pero también tiene lujos y espacios privilegiados que hacen de esta un mansión con todas las comodidades.

En dimensiones, esta propiedad, mide 8,100 pies y fue construida en un espacio total de 0.6 acres, es amplia y confortable, tiene siete habitaciones y ocho baños, uno en cada habitación y otro fuera, todos con revestimiento de mármol y tinas.


Además, las habitaciones cuentan con balcones y terrazas para disfrutar las increíbles vistas de la ciudad y también tiene una lujosa área de cocina y espaciosas zonas para entretenimiento como una sala multimedia y una sala de juegos que tiene hasta una mesa de billar, así como áreas de relajación como la zona de la chimenea, que tiene una vista amplia a través de los grandes ventanales que tiene la casa. Y se se recibe visita, también hay espacio idóneo con esta vocación: una casa de huéspedes conjunta a la propiedad principal que goza de espacios y comodidades similares.


20 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo